Ir al contenido principal

Nación Prozac

En la adolescencia compraba cuanto libro encontraba en la librería y a veces sin saber de que se trataban, muchas veces tenía una grata sorpresa y otras…. En una de esas caminatas por Av. Corrientes, en una estantería de una librería muy conocida, encontré un libro llamado “Nación Prozac” me llamo la atención inmediatamente, la sinopsis comenzaba con “Nación Prozac” o la pastilla de la felicidad, no seguí leyendo y la verdad lo compre pensando que hablaba de drogas non santas. Comencé a leerlo enseguida, no recuerdo que año era, pero como todavía vivía con mis padres cálculo que debe haber sido entre el 89 y el 90.Es la autobiografía de Elizabeth Wurtzel, una periodista Norteamericana, niña prodigio, atormentada desde chica por la depresión y traumatizada por el divorcio de sus padres. Elizabeth describe una serie de sucesos de desequilibrio, sexo, drogas y alcohol, hasta empezar a transitar la senda de la “sanación”. Mientras lo leía no entendía el entorno, el trajín de la vida de esa mujer, una vida llena de gente diversa, horarios, desamor, compañías poco recomendables. Nací en un pueblo, me crie en un pueblo, me fui a vivir a Buenos Aires, con un hábitat que era una sucursal de ese pueblo. Si bien vivía para ese momento en una ciudad Cosmopolita, no me podía identificar con ningún personaje, todo me parecía que iba a una velocidad luz y yo en cámara lenta. Hoy 25 años después lo releo, y como cambiaron las cosas, me siento más identificada que con ella, que con cualquier heroína de novela rosa, pase excesos, hoy trato de sanar mi alma, no tomo Prozac, pero tomo Fluoxetina, que es como la hermanita mojigata del Prozac. Volví a vivir en mi pueblo, pero no es el mismo de antes, se parece más al infierno Cosmopolita que describe Elizabeth

Comentarios

  1. Excelente !!! Parece que este es un blog de excesivos !!

    ResponderEliminar
  2. Más que un blog, esto parece un grupo de autoayuda (pero de una escuela distinta a la de Cohelo, obvio).

    ResponderEliminar
  3. Juaaaaa brillante Lalita distinto al de cohelo obvio jaja

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

FRASES DE MIERDA PARA MOMENTOS DE MIERDA

Guía inútil de frases de mierda para sortear momentos incómodos que nos demuestran, una vez más que, cuando uno no sabe que decir, siempre es mejor quedarse callado.

"No hay mal que por bien no venga". Noooo, jamás, si algo es malo, es malo y nada bueno puede traer. No le busquemos la moraleja a cada cosa de mierda que nos pasa. Nos pasa, se asume, se llora, se patalea, se putea y se sigue. Y así y todo, sigue siendo malo."Fue una desgracia con suerte". Tampoco, conceptualmente contradictorio. Si es una desgracia no puede ser con suerte, por lo menos no de la buena. Una desgracia es por mala suerte en algunos casos, pero la mayoría de las veces es por boludos."La sacaste barata". No idiota, me salió carísimo!!! Me quedé en pelotas y tengo que agradecer que no me morí? No me morí, pero me salió caro, muy caro."Al mal tiempo, buena cara". Si se refiere al clima, dudo que el que inventó esta frase conozca Gallegos. El viento del mal tiempo de allá …

Forros hay en todos lados !!!

( Esto lo escribi hace años para "I see dead people, pero viene perfecto para mi presente) Forros hay en todos lados, de todo tipo, raza y credo, pero los que mas me molestan son los que te forrean para levantar su pobre autoestima de mierda, necesitan ponerte el pie en la cabeza con esos zapatos berretas, gastados y de mal gusto, solo para intentar decirte que son mejor que vos.Para creerse ellos mismos algo, no sabemos que, porque este grupo etareo, muy comúnmente llamados grasas, negros de mierda, chilotes del orto, piojos resucitados, trabajan solos, porque no se bancan ni entre ellos, siempre se sienten dicriminados y también son los primeros en discriminar, además de alcahuetes, buchones, chupa pijas y demás… Gente como esta la podemos encontrar en el trabajo, en la calle, amigos de amigos, cuñadas/os (típico), en la universidad, bueno proliferan, últimamente son plaga, desde que Tinelisamos nuestra vida, desde que adoptamos los valores de Rial, esa gente se mete en nuestra…

Códigos de convivencia 2.0

Internet, las redes sociales, los servicios de mensajería instantánea, los chat de cualquier tipo, la verdad que son útiles para estar comunicados, para acercarnos a los que tenemos lejos, para reemplazar hoooras con la oreja hirviendo prendidos al teléfono, pero.... Sí, siempre tengo un pero! Hay un cierto código que aparentemente yo, todavía no comprendo. Hay cosas de ese mundo que no sé muy bien como manejar. 
Por ejemplo; cuando alguien te agrega en una red social ¿hay que saludarlo, hablarle o dejarlo ahí y listo? Porque juro que vi mensajes agradeciendo que los hayan agregado. Que te agreguen en Facebook; ¿se agradece? ¿Cuál es el tiempo prudencial que hay que esperar para eliminar a alguien con el que jamás interactuás? Esos que aceptaste por compromiso; ¿por compromiso tampoco los eliminás? Y así, terminas con 12.000.000 de "amigos", la gran mayoría con las publicaciones bloqueadas porque no te interesa en lo más mínimo ver qué carajo hacen de sus miserables vidas o…